All for Joomla All for Webmasters

La Importancia del Entorno Familiar - Enfoque Sistémico

Por Psic. Elizberg Ochoa
Terapeuta Familiar y de Pareja

La familia es un sistema interrelacionado entre si, donde cada uno de sus miembros se ven afectados por pertenecer a este grupo cuyo comportamiento cambia cuando alguno de sus elementos lo deja o llega uno nuevo. En una familia tanto el padre influye en la esposa y ésta a la vez en el hijo y el hijo en el padre y así sucesivamente en continua danza familiar.

Por esta razón decimos que cuando se presenta una conducta problemática (síntoma) todos están implicados y no podemos solo señalar a un miembro de la familia como el causante de todos los males dentro de la misma. Partiendo de esto concluimos que para solucionar una conducta problemática, lo decisivo es la naturaleza de la organización familiar, no el pasado, ni la personalidad de sus miembros, sino de las reglas internas que se ejercen en el sistema familiar, del ambiente, de las fronteras, límites, jerarquías, alianzas y coaliciones.

Más...

Cuando surge una conducta problemática o síntoma, nos dice que algo no está funcionando bien y oculta una verdad que se esconde en el síntoma. Un síntoma es un mensaje comunicacional que se observa en un miembro (el paciente identificado) y que es función de toda la familia. El síntoma es la única posibilidad de reacción de un sistema.

Esta concepción de la familia como sistema, aporta mucho en relación con la causalidad de los problemas familiares, los cuales tradicionalmente se han visto de una manera lineal (causa- efecto), te portas mal y te castigo, lo cual es un enfoque erróneo, pues en la familia no hay un “culpable”, sino que los problemas y síntomas son debidos a deficiencias en la interacción familiar, a la disfuncionalidad de la familia como sistema. El funcionamiento familiar debe verse no de manera lineal, sino circular, para ver las pautas de interacción familiar.

El hijo problemático, no se ve como el paciente, sino como el portador de los problemas familiares.

Una familia es funcional cuando se tiene la capacidad de asumir cambios según por la etapa que les toca vivir, cuando no hay rigidez de sus reglas y cuando se reajusta al ciclo que van viviendo y desarrollándose cada uno de sus miembros. También se considera una familia funcional cuando las tareas o roles asignados a cada miembro están claros y son aceptados por éstos.

Otra condición necesaria para que funcione adecuadamente la familia es que exista flexibilidad o complementariedad de rol es decir, que los miembros se complementen recíprocamente en el cumplimiento de las funciones asignadas y éstas no se vean de manera rígida.

La familia se hace disfuncional cuando no se respeta la distancia generacional, cuando se invierte la jerarquía, Un ejemplo de lo anterior, es cuando la madre pide autorización al hijo para volverse a casar, y cuando la jerarquía se confunde con el autoritarismo. Cuando existe demasiada rigidez y se usan reglas del pasado aunque cambie el contexto. Finalmente debe existir una comunicación clara, directa y afectiva que permita compartir los problemas y en donde los límites sean claros y congruentes.